miércoles, 18 de enero de 2012


Una guía de los mercados y mercadillos de Londres

mercados de Londres
Peticoat Market
Ya sea en los pueblos o en las grandes capitales, los mercados urbanos son el sitio por excelencia cuando deseamos tomarle el pulso al lugar de que se trate. Londres es una capital apasionante y diversa, sus mercados también lo son.

Suman más de 344 y abarcan todos los tipos y tamaños. Hay mercados especializados (Portobello, Berdmondsey Market, Collector´s Fair de Villers Street, St. James´s Picadilly, St. Martin in the Fields, etc...), mercadillos, grandes mercados de ropa, antigüedades y artesanías, alimentación, etc…El Mercado de Petticoat Lane es uno de los más grandes mercados dominicales.



Mercado de  Portobello en Londres


Tal vez el más famoso es el de Portobello, que funciona los sábados. Además de ser uno de los más atractivos, es de los más reconocidos si buscamos antigüedades. Se ubica entre los mayores, más coloridos y más visitados en Gran Bretaña.

No solamente se pueden encontrar verdaderos objetos de valía, sino también auténticas gangas. Sea como fuere hay que estar dispuestos a participar del ambiente y el ritmo que late entre sus calles y puestos, a lo largo de todo el día. Cerca de él, al final de Notting Hill, las tiendas y puestos de Chepstow Villas y Londsdale, reúnen objetos de coleccionista, de calidad y a menudo extravagantes.

En su entorno, Golborne Road,  hay un mercado de frutas y verduras, las tiendas de Aklam Road  y Oxford Gardens están repletas de prendas que lucen los más modernos londinenses. Hay que ir dispuestos a disfrutar pero sobre todo a dejarse seducir.

Mercadillos de Londres


Los mercadillos londinenses, más reducidos en tamaño, dispersos por toda su extensión, tienen un rasgo muy particular. Dispuestos a adaptar su oferta al gusto de sus clientes, son una referencia a la hora detectar tradiciones regionales. Son imprescindibles:


  • Berdmonsey Market , sobre Berdmonsey Square, se celebra los viernes y es el que tiene los puestos más grandes y los precios más razonables.
  • Los coleccionistas de monedas encontrarán su breve paraíso en Collector´s Fair, los sábados
  • Otro de los mercados especializados que vale la pena visitar es St. James´s Picadilly, los viernes y sábados, donde es posible observar toda suerte de artículos de plata, además de disfrutar del colorido de los puestos y la diversidad de los objetos.
  • El de Berwick Street, en el Soho, se celebra a diario. Tiene sus orígenes en 1840; sus verduras, hierbas y flores de calidad se complementan con la oferta de las tiendas de alimentación italianas. 
  • Otro centenario mercadillo en Islington, Chapel Market, ofrece alimentos y utensilios del hogar. 
  • Ridley Road, de 1880, en Dalston, se diversificó con la llegada de los inmigrantes afroamericanos, asiáticos y turcos tras la postguerra y es en la actualidad un escaparate de las más exóticas delicias. 
  • En el mercado de Brixton es posible encontrar tiendas de música, reggae y soul, telas nasseri africanas, además de alimentos poco usuales.

Entre los grandes mercados no especializados, el de Petticoat Lane, de los domingos, con centenares de puestos a lo largo de Middlesex y  Wentworth exhibe ropa y artículos de toda clase y origen, atendidos por los mejores comerciantes del East End. 


Camden Town de Londres, el gran mercado bohemio


El mercado de Camden, otro de los más vitales y variados, funciona durante todo el fin de semana. Se puede llegar a él en barco y disfrutar de una estimulante travesía por el canal.

De entre los mercados de mayoristas, Smithfield es el más atractivo y uno de los últimos supervivientes en su estilo. Además de la particular historia de su origen y el barrio en el que se emplaza, sus porteadores de carne se encuentran entre los personajes más pintorescos de Londres.
covent garden


Covent Garden


Por último, y aunque esta enumeración no agota todas las posibilidades, Covent Garden es otra de las referencias indiscutibles. No es un mercado en sí mismo sino muchos a la vez. Los distintos mercados de ropa, artesanía, recuerdos y antigüedades, abarrotan sus edificios cada día, excepto los domingos.

Pero Covent Garden es, además de un lugar de mercadeo, un sitio donde se dan cita casi todas las expresiones del arte amateur y de vanguardia. Vale la pena extraviarse entre los laberínticos recodos de sus alrededores, el llamado lejano de alguna melodía, los ecos dramáticos de alguna actuación callejera, nos servirán de guía para desandar el camino que, en su momento, nos aventuramos a iniciar.  Imperdible desde cualquier punto de vista.   

    


Más ideas de viajes por Europa con estos libros

 



De Candela Vizcaíno


cookie script